Pensamiento Divergente y Creatividad,¡Cuán necesario!

Un relato para reflexionar escrito por Helen E. Buckley.

Flor roja de tallo verde

"Una vez un niño fue a la escuela y era bien pequeño. Y la escuela era bien grande, pero cuando el niño vio que podía ir a su clase directamente desde la puerta de afuera, se sintió feliz y la escuela no le parecía tan grande, así. Una mañana, cuando hacía poco que estaba en la escuela, la maestra dijo: -"Hoy vamos a hacer un dibujo". "Bien", pensó . Le gustaba mucho dibujar. Y podía hacer todas las cosas, leones, tigres gallinas y vacas, trenes y barcos y tomó su caja de lápices y comenzó a dibujar. Pero la maestra dijo: "¡Esperen! no es hora de comenzar". Y él esperó hasta que todos estuvieran preparados.
-"Ahora- dijo la maestra- vamos a dibujar flores". "Qué bien". -pensó el niño, a él le gustaba dibujar flores. Y comenzó a hacer bonitas flores, con lápiz rojo, naranja, azul. Pero la maestra dijo: "¡Esperen, yo les mostraré cómo se hacen!". Así -dijo la maestra-. Y era una flor roja con tallo verde. "Ahora sí", dijo la maestra. "Ahora pueden comenzar". El niño miró la flor de la maestra y luego la suya, y a él le gustaba más su flor que la de la maestra. Y no reveló esto. Simplemente guardó su papel e hizo una flor como la de la maestra, roja con el tallo verde.
Otro día, la maestra dijo: -"Hoy vamos a trabajar con plastilina". "Bien" -pensó él, y podía hacer todo tipo de cosas con plastilina: serpientes, muñecos de nieve, elefantes de rabitos, autos y camiones. Comenzó a apretar y amasar la bola de plastilina.
Pero la maestra dijo:- "¡Esperen, no es hora de comenzar!" Y él, esperó hasta que todos estuvieran preparados. "Ahora -dijo la maestra- nosotros vamos a hacer una serpiente". "Bien", pensó el niño. A él le gustaba hacer serpientes. Y comenzó a hacer unas de diferentes tamaños y formas. Pero la maestra dijo: "¡Esperen, yo les mostraré como hacer una serpiente larga!". Ahora pueden comenzar. El niño miró la serpiente de la maestra, entonces miró la suya, y a él le gustaba más la suya que la de la maestra, pero no reveló esto. Simplemente amasó la plastilina en una gran bola, e hizo una gran serpiente como la de la maestra.
Así, y luego, el niño aprendió a esperar, y a observar y a hacer las cosas como las de la maestra. Y luego no hacía las cosas por sí mismo.
Sucedió que el niño y su familia se mudaron a otra casa, en otra ciudad, y el niño tuvo que ir a otra escuela. Esa escuela era mucho más grande que la primera, tenía puerta afuera, pero para llegar a su aula, el niño tenía que subir unos escalones y seguir por un corredor largo.
Y justamente el primer día que estaba allí, la maestra dijo:- "Hoy vamos a hacer un dibujo". Bien, pensó el niño, y esperó que la maestra le dijera qué hacer. Pero ella no dijo nada, apenas andaba por el aula. Cuando se acercó al niño, ella dijo:
"-¿Tú no quieres dibujar?". 
-"Sí" -dijo el niño- "pero ¿qué vamos a hacer?". 
-"Yo no sé hasta que tú no lo hagas"- dijo la maestra.
-"¿Cómo lo haré?"- preguntó el niño. 
-"¿Por qué?"- dijo la maestra -"De la manera que quieras"-. 
-"¿Y de cualquier color?"- preguntó él.
-"De cualquier color"- dijo la maestra; -"si todos usasen los mismos colores e hicieran los mismos dibujos, ¿cómo se podría saber quién hizo que y cual sería de quien? 
-"Yo no sé",- dijo el niño , y comenzó a hacer una flor roja con el tallo verde.

4 comentarios:

  1. No me ha gustado el cuento. ME HA ENCANTADO.

    Con tu permiso lo copio para ponerlo en mi blog, en un blog de cuentos y cocina no puede faltar. Sí tienes una receta que sea especial para ti o en tu casa.... Aprovecho y lo ponemos todo, si te apetece, claro. Que yo me lanzo rápido.

    http://cuentosdesalypimienta.blogspot.com.es

    ResponderEliminar
  2. Claro que sí , ¡ No es mío, sólo lo comparto! Porque en él está reflejado la realidad , pero bueno, hay que trabajar para darle la vuelta a esto, cada uno con los medios que estime.
    ¿Receta especial?,jajaja, ¡yo soy muy básica !: alubias,lentejas,sopa de garbanzos ,menestra de verduras y .... Pero mira algo que gusta en casa mucho son ..agárrate bien :¡Las quesadillas mexicanas y los tacos! . Sobre todo cuando estás cansada y no tienes ganas de hacer demasiada cena y las quesadillas me sacan del apuro porque son rápidas de hacer y a los niños les chiflan , pero no tienen nada de especial.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Si te ayuda a descansar, sacan de apuros y la familia disfruta muchísimo..... ¿Estás segura de que no tienen nada especial?

      Me pongo con ello y aparecerá en "cuentos de sal y pimienta." Si te parece bien....

      La vida debe ser así, llena de momentos y personas....

      Eliminar
  3. Claro que sí , a ver que obra de arte haces

    ResponderEliminar

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...